Han muerto 242 personas trabajadoras en los cuatro primeros meses de este año, doce más que en 2023

Han muerto 242 personas trabajadoras en los cuatro primeros meses de este año, doce más que en 2023
Un total de 242 trabajadores perdieron la vida en los cuatro primeros meses del año, doce más que en igual periodo de 2023, según datos provisionales del Ministerio de Trabajo y Economía Social.

De este modo, los accidentes de trabajo con resultado de muerte registran un aumento del 5,2%, con respecto a los primeros cuatro meses del 2023. La mayor parte de los siniestros mortales se producen por infartos y derrames cerebrales, accidentes de tráfico, golpes resultado de una caída del trabajador o atrapamientos y amputaciones.

El sindicato UGT tacha de “viejas conocidas” estas causas de los siniestros y advierte del pronunciado incremento de los accidentes mortales por atrapamientos, aplastamientos y amputaciones, que ha sido del 36,4%, siendo la causa que más ha crecido. Para esta organización, los datos demuestran que continúa la vulneración de la normativa en materia de prevención de riesgos laborales.

Los datos provisionales del Ministerio que se actualizan con la incoporación de las muertes registradas en los doce meses siguientes de producirse los sucedos, disingue entre los decesos durante la  jornada de trabajo,  y los llamados accidentes ‘in itínere’ con resultado de muerte.

Aquí también la organizacióin que dirige Pepe Álvarez, explica que “las empresas deben fomentar la seguridad vial, negociando planes de movilidad con la representación de las personas trabajadoras, o implantando medidas organizativas como flexibilidad en la entrada y salida o teletrabajo, con el fin de reducir los accidentes laborales de tráfico entre su personal”.

Las muertes en jornada laboral subieron un 2,5% en los cuatro primeros meses del año, al registrarse 202 fallecidos, cinco más que en igual periodo de 2023, mientras que las ocurridas en los trayectos de ida y vuelta al trabajo aumentaron un 21,2%, hasta un total de 40 fallecidos, frente a los 33 del mismo periodo del año pasado.

En cuanto a las bajas laborales por sinietros o enfermedades laborales se incrementaron un 3,1% hasta abril en relación al mismo periodo de 2023, alcanzado los 199.195 partes, de los que 171.698 se produjeron en el centro de trabajo (+2,4%) y 27.497 fueron accidentes in itínere,  en el trayecto de casa al trabajo o viceversa, con un avance interanual del 7,6%.

En el sector de la construcción fallecieron 45 trabajadores, seis más que en 2023 (+15,4%)  y en la industria, 28 trabajadores, dos más que en el mismo periodo del año anterior (+7,7%). En cambio, los accidentes mortales bajaron en la agricultura, con 16 fallecidos, nueve menos que hasta abril de 2023 (-36%).

Aumento de los accidentes graves

Según la estadística de Trabajo, los accidentes graves en jornada laboral sumaron 1.214 hasta abril, un 1,3% más, mientras que y los siniestros ‘in itínere’ de carácter grave aumentaron un 10,3%, hasta los 320.

También puedes leer —  III Jornadas en Andalucía sobre salud laboral

Los accidentes leves en jornada de trabajo subieron un 2,4% en los cuatro primeros meses del año, hasta un total de 170.282, en tanto que los siniestros ‘in itínere’ calificados como leves se elevaron un 7,6%, hasta los 27.137.

La estadística de Trabajo revela además que de los 242 trabajadores que perdieron la vida en un accidente laboral hasta abril, 220 eran asalariados, 19 más que en 2023 (+9,5%), y 22 eran trabajadores autónomos, siete menos que en 2023 (-24,1%).

Del total de autónomos que perdieron la vida en accidente laboral, 21 lo hicieron en su centro de trabajo, siete menos que un año antes, mientras que uno falleció en un siniestro ‘in itínere’.

En total, los trabajadores por cuenta propia sufrieron hasta abril 10.724 accidentes laborales con baja, un 1,2% menos que en el mismo periodo de 2023, con un descenso del 1,4% en los siniestros en jornada de trabajo y un aumento del 2,6% en los accidentes ‘in itínere’.

Asimismo, según los datos provisionales del Ministerio, en los primeros cuatro meses del año se notificaron 178.285 accidentes sin baja laboral, un 0,5% más que en el mismo periodo de 2023.

Plan de Choque

UGT reclama el desarrollo de un Plan de Choque contra la siniestralidad laboral en el marco de la Mesa de Dialogo Social, así como la adptación de las normas de preveción a las nuevas realidades del mundo del trabajo, sin ovlidar, a la luz de las cifras, “acordar medidas urgentes que frenen esta la lacra”, puesto que “detrás de los datos estadísticos hay personas que ya no volverán a casa y familias rotas”.

El sindicato demanda un aumento de recursos humanos y materiales para la Inspección de Trabajo, con el objetivo de potenciar el control del cumplimiento de las normas en materia preventiva y, hasta que esto se lleve a cabo, propone fórmulas como la de habilitar a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, como “auxiliares o colaboradores” de la Inspección de Trabajo en el cumplimiento preventivo, cuando se constante situaciones constitutivas de infracciones graves o muy graves.

Además, el sindicato reivindica la creación de una figura similar a la del delegado o delegada territorial de prevención de riesgos laborales a nivel estatal, porque “los centros de trabajo sindicalizados son centros más seguros y la creación de esta figura ayudaría a mejorar la prevención n las PYMES de nuestro país que no tiene representación sindical”.

¿Necesitas ayuda? ¿Algo que aportar?