Punto de encuentro

Punto de encuentro

Ahora que levantó la niebla
–la claridad de un punto donde encuentras
la sorpresa y las manos,
la espera entre otros tantos que ya esperan
el rumor tácito de lo que importa–
sabes que es un punto de encuentro.

Contenido exclusivo para personas o entidades suscritas. Para seguir leyendo introduce tus datos o suscríbete aquí. Si no los recuerdas, haz clic aquí

 

También puedes leer —  Comunicando desde el cuidado del trabajo
¿Necesitas ayuda? ¿Algo que aportar?