La OCDE avisa que España es el segundo país donde más trabajadores sufren por calor y señala la pérdida salarial

La OCDE avisa que España es el segundo país donde más trabajadores sufren por calor y señala la pérdida salarial
La OCDE avisa que España es el segundo país con más trabajadores expuestos al riesgo de calor, una realidad que va a empeorar, y señala la pérdida de poder adquisitivo de los salarios

El informe Perspectivas del empleo de la OCDE 2024 ofrece una visión general de la situación del mundo del trabajo –mejor que mercado laboral– en España y examina el impacto de la transición hacia la neutralidad de carbono en 2050.

La investigación de esta organización internacional de carácter intergubernamental en la que los 38 países miembros –y más de 100 países colaboran– trabajan “para crear mejores políticas “que fomenten la prosperidad y las oportunidades, sustentadas en la igualdad y el bienestar” para “mejorar la calidad de vida de las personas”, según se puede leer en su web, se apuntan dos situaciones relevantes para los trabajadores y las trabajadoras.

Pérdida de poder adquisitivo de los salarios

Según el estudio, en España los salarios reales han disminuido desde el inicio de la pandemia. A pesar de que los salarios nominales de los trabajadores y las trabajadoras han crecido por encima de la inflación en 2023 y principios de 2024, los salarios reales en el primer trimestre de 2024 eran un 2,5% inferiores a los del cuarto trimestre de 2019.

Esta evolución contrasta con la de casi la mitad de los países miembros de la OCDE, como Portugal y Francia, que han recuperado o superado los niveles salariales reales anteriores a la crisis. La mayor inflación interanual en el país, del 3,8% en comparación con el 2,6% en la zona euro, ha sido un obstáculo significativo para el crecimiento de los salarios y cuya consecuencia es una pérdida del poder adquisitivo de los salarios de los trabajadores y las trabajadoras.

Por otro lado, la organización destaca que el salario mínimo en España, al contrario que la mayoría de los salarios, ha crecido por encima de la inflación, con un aumento nominal del 26% desde 2019, traduciéndose en un aumento real del 6,5%. Con todo, el aumento del salario mínimo “no ha supuesto un desafío significativo para el crecimiento del empleo”, que ha sido sólido durante todo el período.

También puedes leer —  La aportación, las expectativas y las llamadas de la HOAC y la JOC al encuentro sobre el primer anuncio

Trabajadores expuestos al calor

La segunda cuestión que destaca el informe es el sufrimiento de los trabajadores y las trabajadoras por el calor en sus puestos de trabajo. Una situación que se agravará debido a que varias regiones están entre las que más se van a calentar de aquí a mediados de siglo.

El estudio analiza el impacto de la transición energética en el mundo del trabajo e indica las notables diferencias entre países. La situación en España, similar a la de Turquía, Grecia o Estados Unidos, refleja que el 18% de los trabajadores sufren calor al menos la mitad de su jornada laboral, particularmente entre trabajadores que realizan su actividad al aire libre y en procesos e industrias pesadas.

Sin embargo, este sufrimiento aumenta en determinadas regiones donde se dan porcentajes superiores al 40% de trabajadores expuestos al calor al menos la mitad de la jornada laboral, en concreto, en la Región de Murcia (45% de trabajadores) y en Asturias, con un sorprendente 40%.

En Andalucía sería más del 30% de los trabajadores y en Extremadura y Valencia entre el 25% y el 30% de los trabajadores expuestos al calor la mitad de la jornada. Todas estas comunidades autónomas, salvo Asturias, figuran entre las que van a sufrir más presión por el aumento de las temperaturas.

 

¿Necesitas ayuda? ¿Algo que aportar?