El cuidado y la eutanasia

El cuidado y la eutanasia

En la Jornada Mundial de la Paz, el papa Francisco propone «la cultura del cuidado» entre todos los seres humanos y en nuestra relación con las realidades creadas, como brújula o rumbo común hacia la paz: «Comprometámonos cada día concretamente para «formar una comunidad compuesta de hermanos que se acogen recíprocamente y se preocupan los unos de los otros». Una cultura, una forma de interpretar y organizar la vida, mirando al otro en su fragilidad como algo nuestro. Haciéndonos su prójimo, curando sus heridas y preocupándonos de su total recuperación. Por ahí nos orienta la parábola del buen samaritano. Orientación decisiva «para erradicar la cultura de la indiferencia, del rechazo y de la confrontación, que suele prevalecer hoy en día».

Contenido exclusivo para personas o entidades suscritas. Para seguir leyendo introduce tus datos o suscríbete aquí. Si no los recuerdas, haz clic aquí