Movimientos populares: Por un modelo de desarrollo más humano

Movimientos populares: Por un modelo de desarrollo más humano
“Un nuevo paradigma que priorice la vida antes que el lucro, que armonice las relaciones humanas y ambientales; lo que requiere de una reformulación profunda para que sea igualitario, fraterno, libre, participativo y ecológico. La pandemia profundizó las desigualdades, pero a su vez resaltó el rol de los movimientos populares en las comunidades más humildes”, destaca el documento de síntesis ¡Salvemos a la humanidad y al planeta! síntesis de los diálogo de la reunión preparatoria del IV Encuentro Mundial de Movimientos Populares. 

Desde hace siete años se vienen celebrando estos diálogos entre el papa Francisco y representantes de movimientos de trabajadores, campesinos y pueblos originarios de todo el mundo. El objetivo es dar visibilidad a la realidad de pobreza y exclusión de las periferias urbanas, rurales y laborales. “Hacer oír nuestras preocupaciones sobre el incremento de las injusticias ocasionadas por la globalización capitalista, explotadora y excluyente”, manifiestan.

La solidaridad del pueblo humilde y trabajador

“Nos reunimos para reflexionar y compartir nuestras luchas sociales, organizadas desde lo comunitario, que en estos tiempos de pandemia fueron particularmente importantes para cientos de millones de personas”, reza el documento. De hecho, han compartido un buen número de acciones locales que se han puesto en marcha para mitigar los efectos de la covid: cocinar ollas comunitarias y distribuir alimentos entre las personas más pobres; la creación de fondos económicos solidarios para sostener a quienes perdieron su trabajo; confección de indumentaria de protección destinada a los sistemas sanitarios y trabajadores esenciales; distribución de elementos de desinfección en barrios populares.

También se han organizado para contrarrestar los vacíos educativos, especialmente en aquellos lugares donde no llega la conectividad de forma eficiente o no se cuenta con los dispositivos necesarios para la virtualidad; o contra los desahucios de aquellas familias sin techo que se quedaron sin ingresos para pagar su renta. Experiencias de solidaridad entre personas humildes, donde “crece la conciencia de tomar nuevamente el control de lo público, de lo común, que ha sido secuestrado por intereses particulares de ínfimas codiciosas minorías”.

Aumento de las desigualdades y el sufrimiento

Denuncian que con esta pandemia las desigualdades se han asentado como pocas veces en la historia de la humanidad. “Basta ver la injusta distribución de las vacunas para comprender que no hay una verdadera comunidad internacional, sino un dominio grotesco de los grandes grupos económicos y un puñado de potencias que acaparan bienes indispensables”. Consideran que los sistemas sanitarios y de protección social han mostrado su insuficiencia, y que esto es consecuencia directa de décadas de ajustes neoliberales que dejaron sin ninguna salvaguardia a millones y millones de personas en situación de vulnerabilidad. 

Proponen, por tanto, una nueva arquitectura internacional, que respete la soberanía de los pueblos, pero que promueva una gobernanza solidaria y cooperativa, “donde la paz mundial, la democracia participativa, la planificación económica, la justicia social y el respeto a la naturaleza sean comprendidos como parte de un todo integral”, concluyen.

Decálogo de reivindicaciones

En el Encuentro, los movimientos populares han consensuado una serie de prioridades que deben ser garantizadas en todo el mundo:

  • Sistemas sanitarios públicos y gratuitos.
  • Liberación de las patentes de las vacunas.
  • Un salario universal para las personas sin ingresos.
  • Garantías de movilidad para migrantes y refugiados.
  • Moratoria de desalojos hasta el fin de la pandemia y un sistema de vivienda social.
  • Una reforma agraria popular que imponga un tamaño máximo de propiedad.
  • Cumplimiento de los compromisos multilaterales sobre cambio climático.
  • Suspensión de las acciones extractivas para frenar el ecocidio.
  • Cese de las medidas de las superpotencias que impiden el acceso a medicamentos y asistencia humanitaria.
  • Condonación de la deuda de los países en desarrollo.

 

Abrir chat
¿Necesitas ayuda? ¿Algo que aportar?