Reconocido el derecho al subsidio por desempleo que había denegado el Servicio Estatal de Empleo

Reconocido el derecho al subsidio por desempleo que había denegado el Servicio Estatal de Empleo
Josefina Carmona Escobar, una abogada valenciana especializada en temas laborales, logra una sentencia a favor de un trabajador a quien el Servicio Estatal de Empleo (SEPE) había denegado el subsidio por desempleo para mayores de 52 años, por una instrucción interna no conforme a la ley.

“Es una sentencia muy importante porque sienta jurisprudencia y ayuda a las personas en situación de vulnerabilidad”, explica Josefina, muy contenta de este logro que ha obtenido como otros en su carrera “trabajando mucho los casos, tanto particulares como del turno de oficio”.

Tal como explica la sentencia favorable, del Juzgado de lo Social número 16 de València, del pasado 12 de marzo, el trabajador demandante deberá cobrar, con carácter retroactivo, el subsidio por desempleo para mayores de 52 años que le había sido denegado por el Servicio Estatal de Empleo (SEPE) que se basó, para ello, en una instrucción que “pretendía favorecer a los usuarios, según explicaban”, afirma Carmona.

Así, la abogada, que desde el principio entendió que dicha instrucción, de carácter interno, estaba dictada no conforme a ley, ha conseguido que su cliente cobre la ayuda para mayores de 52 años que se le había negado a pesar de contar con esa edad y haber agotado las anteriores prestaciones, incluido el subsidio por desempleo. Esto será así para él y para cualquier otra persona que se encuentre en la misma situación, ya que la sentencia sienta precedente jurídico y, por lo tanto, podrá ser utilizada en otros casos similares, por otros letrados y letradas que, como Josefina, se tomen la molestia de hacer bien su trabajo.

La Administración debería ser menos restrictiva y más asistencial con las personas más vulnerables

El trabajador había cotizando más de seis años y estaba inscrito como demandante de empleo el tiempo obligatorio pero, al no tener derecho a paro, y haber alcanzado la edad necesaria, solicitó la ayuda del Estado, para cobrar el subsidio para mayores de 52 años, de unos 430,27 euros al mes a la que tenía derecho. Al recibir el no de la Administración decidió recurrir y acudir a Josefina para que le ayudara.

Para Josefina, hay mucha gente que se aprovecha de las situaciones tan duras que atraviesa la gente. “El SEPE espera que la gente no reclame y que el dinero se quede en las arcas del Estado, porque no hay presupuesto suficiente para todas las peticiones”, añade. El Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) y el SEPE están denegando cosas que son de cajón y esto no es una opinión, lo he hablado con otros compañeros y compañera y me dicen que está siendo así”, afirma. “La Administración debería ser menos restrictiva y más asistencial con personas que, como mi cliente, no tienen otros ingresos para vivir”.

Carmona se encontró, como en otras muchas causas que trabaja, algunas sobre desahucios a través del turno de oficio, con una persona en situación de vulnerabilidad: “Llevo casos de personas en situaciones muy vulnerables y que no depende del trabajo que hagamos los abogados, sino de que las Administraciones competentes tomen medidas. Debería haber un parque de viviendas públicas para que las personas que no puedan acceder a una vivienda digna puedan hacerlo pero actualmente no hay”. “Cuando gano estos procedimientos me pongo muy contenta de poder ayudar a estas familias y de haber contribuido a que se haga justicia”, concluye.