Aumentan los delitos de odio

Aumentan los delitos de odio
Los delitos de odio, la mayoría motivados por racismo, ideología y orientación sexual, han aumentado en España un 9,3%, en los seis primeros meses de 2021 con respeto al mismo periodo de 2019, año anterior a la pandemia. Las fuerzas de seguridad del Estado registraron unas 610 denuncias en este tiempo.

Con todo, en 2020, con la criminalidad en general en descenso, lo que cabe atribuir a las medidas de confinamiento y las restricciones a la movilidad para frenar la pandemia, los delitos de odio, descendieron casi un 18%, por lo que ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha preferido el foco en el primer semestre de este año para afirmar que se está produciendo “un aumento objetivo y constante de las conductas penales de odio”.

Las cifras proceden de un informe de la evolución de estos delitos en 2020, y de una encuesta a las víctimas de los mismos, en el que respondieron que el  90% opta por no presentar denuncia.

En 2020, los delitos contra personas con discapacidad sí aumentaron, un 69,2%, como los de de discriminación por razón de enfermedad (62,5%), discriminación por razón de sexo/género (43,5%) y antigitanismo (57,1%). Disminuyeron los de ideología (-45,3%), racismo/xenofobia (-5,8%), contra la orientación sexual e identidad de género (-0,4%) y antisemitismo (-40,0%).

Los delitos más comunes son las amenazas y las lesiones, que sufrieron cuatro de cada seis personas víctimas del odio. El ministro aprovechó su comparecencia para indicar que detrás de estos comportamientos se encuentra los discursos de odio, sin los cuales, “es mas difícil que haya un colectivo que cometa estos delitos”.

La investigación relaciona 89 hechos con las expresiones contra las minorías efectuadas de manera constante a través de Internet y las redes sociales, donde se vuelcan las amenazas, las injurias y la incitación al odio. La web alberga el 45% de los discursos, las redes sociales el 23% y la comunicación telefónica el 14%.